Los beneficios económicos que genere la carrera serán destinados a PLACEAT, que aportará un grupo de voluntarios y participantes.

Los 10.000 de la Vinosilla es la carrera más llana, y por tanto más popular, del norte de Extremadura que recorrerá la ribera del Jerte hasta Plasencia.